Operaciones estéticas tras abandonar con éxito la obesidad

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Después de una dieta estricta, de mucho deporte, e incluso podría ser que tras la incorporación de un balón gástrico, nos preguntamos si aún tenemos que realizar otro esfuerzo. Hemos conseguido salir de la obesidad, pero ahora queda definir nuestra figura y en muchos casos una cirugía estética puede ser la mejor solución.

Aquellas personas que se han sometido a  una gastrectomía vertical, a la inserción de un balón gástrico o directamente que han perdido mucho peso en muy poco tiempo, se sentirán satisfechos por haber salido de la obesidad con pleno éxito. No obstante, haya sido de forma natural o bien mediante operación quirúrgica, salir de la obesidad es un camino solo para personas fuertes y que se quieran. En muchos casos, los resultados no son como pensamos, aunque en realidad presentemos un mejor estado de salud. Y es que ese cambio brusco en nuestro cuerpo, tras habernos quitado un gran peso de encima, podrá provocar en algunos pacientes un trastorno psicológico en el que ellos sepan que se encuentran mejor, pero que no acabasen de aceptarse con su nuevo aspecto. La existencia de molestias físicas por pieles redundantes, las exigencias profesionales o el propio grado de satisfacción del paciente, podrían llevar a éste a someterse a una nueva operación de cirugía estética tras haber superado la obesidad.

Las operaciones de cirugía estética más comunes tras la obesidad son: la abdominoplastia, la liposucción, el lifting de brazos y piernas y la mamoplastia en las mujeres. La mamoplastia es una técnica quirúrgica muy empleada entre las mujeres que padecieron obesidad para conseguir disminuir el tamaño de sus senos, evitando problemas cervicales o psicológicos, y realzar así esta parte de su cuerpo. Al adelgazar mucho, se produce una pérdida de la grasa mamaria y una caída de la glándula con verticalización de la zona aréola-pezón, la cual requerirá de una recuperación al estado juvenil. Si el paciente no tiene volumen mamario, se le colocarán prótesis submusculares, algo más bien frecuente en operaciones de reconstrucción por cáncer de mama.

Otra operación estética frecuente tras la obesidad es la liposucción, la cual se encarga de eliminar de forma eficaz las acumulaciones de tejido adiposo en ciertas zonas, especialmente en cartucheras, cintura lumbar, glúteos o los muslos. No obstante, no es aconsejable realizarla en abdómenes estriados. Por su parte, el lifting de brazos y piernas es una técnica quirúrgica cada vez más común tras la obesidad para conseguir eliminar el descolgamiento de piel y grasa subcutánea que se produce en la cara posterior de los brazos y en la cara interna de los muslos. Esta operación dejará cicatrices ocultas.

Hemos dejado para el final la abdominoplastia, quizás la intervención de cirugía estética más común tras la obesidad. Al igual que la dermolipeptomía, se enfocará en el descolgamiento del tejido abdominal tras una pérdida rápida de peso. Consistirá en una exéresis de piel y grasa sobrante del abdomen con un posterior reforzamiento de los músculos rectos del abdomen, adecuando el contorno corporal y dando forma a la cintura. Ésta es la operación de cirugía estética más reclamada en hombres tras la obesidad, siendo la abdominoplastia junto a la mamoplastia y el lifting las más solicitadas por las mujeres.

Someter al paciente a una operación de cirugía estética tras la obesidad no es algo que recaiga en la responsabilidad del especialista, sino del propio paciente. Existen remedios que se deben llevar a la práctica antes de pasar por el quirófano, como una correcta hidratación y nutrición, así como la práctica regular de ejercicio. Son operaciones muy sencillas que tendrán al paciente hospitalizado entre 3 y 5 días,  aunque luego tendrá que seguir unas curas cuidadosas y evitar movimientos y estiramientos de la zona operada. Nunca volveremos a tener el cuerpo ideal que teníamos antes de padecer obesidad, pero con las operaciones oportunas lograremos tener un alto nivel de satisfacción. Si aún no quedamos satisfechos, siempre nos quedarán las operaciones de cirugía estética posteriores. ¡Pasar por el quirófano es libre, pero hazlo con cabeza!

Explícanos tu caso y resuelve tus problemas de peso

Ponte en contacto con UCOM para que podamos estudiar tu caso y ofrecerte una solución definitiva y a medida

Pedir cita con el Dr. Pujol

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para agendar una cita con el Dr. Pujol.

Reanudamos nuestra actividad médica

El próximo 15 de junio reanudamos la actividad de la Unidad de Cirugía de la Obesidad y Metabólica (UCOM). Hemos establecido una serie de medidas de prevención para nuestros pacientes con el fin de para evitar cualquier contagio por COVID-19.