La importancia del ejercicio físico para mantener el peso ideal

ejercicio aeróbico para un peso ideal

Compartir:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin

Después de la pérdida de peso asociada a someternos a una intervención de cirugía Bariátrica debemos centrar nuestros esfuerzos en mantener nuestro peso ideal. El método más común a la hora de ayudar a una persona a mantener su peso ideal es limitar la cantidad de calorías que ingiere a través de su dieta. La otra forma es quemar las calorías adicionales con ejercicio. En el artículo de hoy vamos a centrarnos en esa segunda opción.

Beneficios del ejercicio físico más allá de ayudarnos a mantener el peso ideal

Combinar el ejercicio con una dieta saludable es una forma más eficaz de mantener nuestro peso ideal que depender únicamente de la restricción en la ingesta de calorías. El ejercicio físico es útil para perder peso y mantenerlo. El ejercicio puede aumentar el metabolismo o la cantidad de calorías que se queman en un día. También puede ayudar a mantener y aumentar la masa corporal magra, lo que también contribuye a aumentar la cantidad de calorías que quema cada día.

Pero eso no es todo ya que el ejercicio físico supone una serie de beneficios adicionales para nuestra salud. El ejercicio físico puede prevenir o incluso revertir los efectos de ciertas enfermedades. La práctica habitual de ejercicio reduce la presión arterial y el colesterol, lo que puede prevenir un ataque cardíaco.

Además, haciendo ejercicio, reduciremos el riesgo de desarrollar ciertos tipos de cáncer, como el de colon y el de mama. También se sabe que el ejercicio ayuda a contribuir a una sensación de confianza y bienestar, lo que posiblemente reduce las tasas de ansiedad y depresión.

Por todo ello, es muy recomendable y beneficioso para nuestra salud utilizar el ejercicio físico como medio para mantener nuestro peso ideal.

¿Cuánto ejercicio se necesita para mantener el peso ideal?

Para obtener los beneficios para la salud del ejercicio, se recomienda realizar algún tipo de ejercicio aeróbico al menos tres veces a la semana, con una duración mínima de 20 minutos por sesión. Según complexiones y dietas, esto podría resultar suficiente para mantener nuestro peso ideal.

Sin embargo, dedicar al ejercicio físico más de esas 3 sesiones semanales de 20 minutos es la mejor garantía para mantenernos en nuestro peso ideal o, incluso, perder algo del peso que nos sobra. La incorporación, por ejemplo, de sólo 15 minutos de ejercicio diario moderado, como caminar, nos ayudará a quemar hasta 100 calorías adicionales, siempre que no se consuma un exceso de calorías en la dieta. Sólo esas 700 calorías semanales quemadas caminando pueden equivaler a 5 kilos de pérdida de peso en el transcurso de un año.

¿Qué tipo de ejercicio físico es el indicado para mantener mi peso ideal?

El tipo de ejercicio que elijas para mantener tu peso ideal no importa tanto como que lo practiques regularmente o no. Es por eso que los expertos recomiendan que elijas ejercicios que disfrutes, para que puedas seguir una rutina regular.

Ejercicio Aeróbico

ejercicio aeróbico para un peso ideal

Independientemente del programa de ejercicios que termines llevando a cabo, debes incluir algún tipo de ejercicio aeróbico o cardiovascular. Los ejercicios aeróbicos aumentarán tu frecuencia cardíaca y la sangre que bombea tu corazón. Esta clase de ejercicio incluye caminar, trotar, correr, montar en bicicleta, nadar o incluso bailar, por lo que no es difícil encontrar aquel con el que nos encontramos más cómodos practicándolo. También puedes utilizar máquinas de ejercicios, como una cinta de correr, una elíptica o una escalera.

 

 

 

 

Entrenamiento con pesas

entrenamiento con pesas para mantener el peso ideal

La mayor ventaja del ejercicio con pesas es que, además de eliminar grasa, se desarrolla el músculo.

Esto, a su vez, contribuye a una mayor quema de calorías. Los expertos recomiendan trabajar todos los grupos musculares principales tres veces por semana por lo que se deben trabajar ejercicios específicos para cada uno de ellos.

 

 

 

 

 

Yoga

Yoga para mantener el peso ideal

El yoga no es tan intenso ni explosivo como otros tipos de ejercicio, pero puede ayudarte a mantener tu peso ideal de otras formas. Es una forma fantástica de empezar a ponerte en movimiento como paso previo a otros tipos de ejercicio de mayor intensidad. Además; según un estudio del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson de EEUU las personas que practican yoga son más conscientes y se preocupan más por lo que comen y, por lo tanto, mantienen su dieta bajo un mayor control y tienen menos probabilidades de ser obesas.
 

 

Incorpora el ejercicio físico a tu vida diaria

Lanzarse a hacer ejercicio físico puede dar algo de pereza, pero, si lo pensamos, es muy sencillo y tenemos a nuestro alcance varias posibilidades de hacerlo. Además; es más beneficioso ir realizando ejercicio durante todo el día que comprimirlo todo exclusivamente en una sola sesión. Es por eso que pequeños cambios en su rutina diaria pueden marcar una gran diferencia la forma en la que controlamos y mantenemos a raya nuestro peso.

Algunos ejemplos de cómo incorporar hábitos de vida saludable a tu día a día son:

  • Camina o monta en bicicleta a diario para ir al trabajo o mientras haces los recados.
  • Usa las escaleras en vez del ascensor. ¿Demasiado esfuerzo? Empieza bajando unos pisos por debajo y subiendo los últimos pisos a pie.
  • Aparca más lejos de tu destino y camina la distancia restante. Si vas en transporte público puedes hacer lo mismo bajando en paradas anteriores a la más cercana a tu destino.

Ya ves que con voluntad y algo de imaginación puedes integrar el ejercicio físico a tus rutinas diarias.

Actividades y la cantidad de calorías que queman

Una mujer adulta que no hace ejercicio necesita alrededor de 1.800 calorías para mantener su peso. Un hombre requiere aproximadamente 2.200 calorías al día para mantener su peso promedio. La siguiente lista contiene, a modo de ejemplo, actividades comunes y la cantidad aproximada de calorías quemadas por hora:

  • Caminar : Entre 70 y 105 calorías quemadas
  • Limpiar la casa: Entre 240 y 300 calorías quemadas
  • Montar en bicicleta o bailar: Entre 370 y 460 calorías quemadas
  • ​​Trote mantenido, natación o jugar al fútbol: Entre 580 y 730 calorías quemadas
  • Carrera sostenida o esquí: Entre 740 y 920 calorías quemadas

 

Antes de arrancar debes tener en cuenta…

Las personas que han estado muy inactivas durante los últimos meses, que tienen sobrepeso o que han dejado de fumar recientemente deben introducir el ejercicio poco a poco y escalonadamente. También es aconsejable hablar con sus médicos antes de comenzar un nuevo programa de ejercicios.

Cuando comiences un nuevo programa de ejercicios, es importante que prestes atención a las señales que tu cuerpo te transmitirá. Debes esforzarte para que tu condición física mejore. Sin embargo, esforzarse demasiado puede causarte lesiones. Deja de hacer ejercicio si comienzas a sentir dolor o dificultad para respirar.

Explícanos tu caso y resuelve tus problemas de peso

Ponte en contacto con UCOM para que podamos estudiar tu caso y ofrecerte una solución definitiva y a medida

Pedir cita con el Dr. Pujol

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para agendar una cita con el Dr. Pujol.